sábado, 31 de enero de 2009

Encuentro con el azar - Julio Cortázar

No sé a ustedes, pero a mí me ha pasado eso de pensar en una persona y encontrármela, y en más de una ocasión. ¿Es eso azar? ¿Es casualidad o causalidad? Argumente su respuesta.

Entrevista a Julio Cortázar en París

Qué genial era este hombre, y qué modesto, ¿verdad? Maravilloso.

viernes, 30 de enero de 2009

El Parque Lenin

Bueno, el vídeo es malito, porque ya saben que perdí mi cámara (cómo la extraño). Esto fue con la cámara de fotos que graba vídeos también.
Por si alguien quiere recordar el Parque Lenin.

¿Quién se comió mi africana?


Una de las cosas que hice cuando estuve en Cuba fue ir al parque Lenin de excusión. Cuántos recuerdos de mi infancia, y qué espacio tan maravilloso venido a menos. Para mí era como un sueño ir al Parque Lenin con sus instalaciones tan amplias y bonitas, sus aparatos (que volvieron, pero ahora son chinos), su Jardín Botánico, Expocuba, sus restaurantes como La Faralla, Las Ruinas, el Galápago de Oro, y sus cafeterías donde siempre había huevitos de chocolate, africanas, pastillitas... ah. Qué tiempos aquellos.
Hoy el Parque Lenin, por tanto tiempo abandonado, intenta renacer de sus cenizas y hay intentos de rescatar las cafeterías, los aparatos volvieron a funcionar gracias a los chinos, las áreas de acampada han florecido con nuevos kioscos donde venden cajitas de comida (una oferta bastante razonable para el bolsillo del cubano medio), pero no sé por qué a mí me dio tanta tristeza pasear por allí, será porque nunca se puede retar a la infancia, esa época dorada es invencible, siempre sale ganando en las comparaciones, será porque me pareció todo un poco vacío, un poco abandonado a pesar del maquillaje, o porque era domingo y a mí los domingos me ponen melancólica. Vaya usted a saber, pero bueno, el caso es que fui después de tanto tiempo que no iba y pasé un buen día con mi familia. Como verán en las fotos.
Mi hermana Addis, la modelo de la familia.
El Peugeot de mi padrastro, que es un verdadero héroe, como su chapa indica.
Mi madre y mi padrastro quedaron muy bien en esta foto.


De picnic, comiendo en cajitas y con las manos, que no había tenedores por todo aquello.
La comida estaba riquísima: congrí, cerdo asado y ensalada.



Mi madre, feliz con sus dos hijas.

Si quieren ver más imágenes del parque Lenin, pueden verlas aquí.

miércoles, 28 de enero de 2009

Programa de IB3 radio sobre Cuba en el que participó Yoani

Aquí pueden escuchar (en catalán) el programa Al Día dedicado a Cuba que emitió hoy IB3 radio y al que fui invitada, al igual que Yoani Sánchez (vía telefónica, claro está). El programa empieza sobre las 3h y 6 minutos (deben mover el cursor hasta esa hora para poder escucharlo). Sobre las 3h y 22 minutos de programa entró Yoani, ella por supuesto en español y estuvo conversando con la entrevistadora acerca del 50 aniversario de la Revolución.

Escuchar el programa completo.

Pronto espero tener disponible sólo la parte que respecta a Yoani, que es la más entendible en español. En general el programa estuvo muy interesante y los chicos de "Al día" se lo curraron muchísimo.

Para no olvidar (actualizado con fotos cortesía de Queseto)

Este vídeo es también cortesía de Queseto. Hay que verlo. Es la intervención de una niña de 12 años llamada Severn Suzuki quien a los 10 años fundó ECO (Environmental Childrens Organization) con un grupo de amigos en Vancouver, y con ellos se fue en 1992 desde Canada hasta la Conferencia de Medioambiente y Desarrollo "The Earth Summit" de la ONU en Río de Janeiro para decirle ciertas verdades a los políticos, que se quedaron boquiabiertos. Un vídeo muy interesante.








* Queseto me ha enviado estas fotos que dan mucho que pensar. Cuánta similitud y cuánta ironía que la historia se repita de este modo caprichoso. Aunque no entiendo muy bien quién tiene la razón en esta guerra, hay cosas que no hace falta entender, pues saltan a la vista.

Gracias a Aguaya por recordarnos que hoy (ayer para algunos) 27 de enero fue el Día Internacional de Conmemoración en la Memoria de las víctimas del Holocausto. Es un día triste para toda la humanidad, un día que no debemos olvidar por más que pasen los años. Hay que conocer la historia para no repetirla (como me temo se ha repetido en Palestina por estos días). No aprendemos.
Hay muchas películas sobre el Holocausto, muchas y algunas de ellas muy buenas. Ésta es la que a mí más me ha llegado:











Y ya en el día de hoy, gracias de nuevo a Aguaya por recordármelo, es el aniversario del nacimiento de Martí (qué casualidad, yo que lo mencioné hace poco, pero por un tema trivial), pero Martí merece más que ese flaco favor que le he hecho yo haciéndolo objeto de mis burlas, por ello quiero aprovechar la fecha para recomendarles a quienes no la conocen que lean la carta a María Mantilla, una carta que mi mamá me hizo leer de niña, por la sabiduría que encierra. Una carta que nos revela al Martí más tierno, el mismo que escribió el Ismaelillo, la Edad de Oro, un hombre capaz de hacerse dulce y pequeño para llegar a los más jóvenes, qué hombre.



Sus versos sencillos son realmente hermosos, a mí me gustan más conforme pasa el tiempo. Son excelentes para iniciar en la literatura a cualquier adolescente por su transparencia, por su musicalidad. Qué bueno que existió un poeta como Martí, y qué bueno redescubrirlo ahora sin complejos y maravillarme de su talento y de su infinita sabiduría.

Yo lo tengo claro, cuando tenga un hijo le leeré los cuentos de la Edad de Oro.

Biotismos

El otro día recibí un mensaje de mi amigo Biote, genial pintor cubano que vive en Mallorca, y andaba por Cuba, y todavía me estoy riendo. Decía así:

... hoy sí que hubo su poco de frío en la Habana, también hoy me sucedió algo TERRIBLE, resulta que nos fuimos Vivian y yo de paseo por la Habana antigua y de regreso cogimos un Almendrón frente al Capitolio; yo vivo en 92 y 5ª ave (hasta ahí todo normal). La tirada es larga, nos sentamos en la parte de atrás, digo "la parte" porque aquello no era un asiento, sino un forro con forma de asiento ocultando unos pinchos que alguna vez debieron ser muelles (y yo que no tengo culo ya me contarás), desde el interior parecía un tanque de guerra ruso, incluso los relojes que marcaban el aceite, la temperatura, etc. tenían letras en ruso. Para parecer más un tanque de guerra, nos ocultábamos del resto de vehículos soltando un humo prieto por toda la calzada, que al frenar lo aspirábamos dentro los pasajeros y los ojos nos lloraban (pero no de alegría). La palanca de cambio no te puedo decir el largo y la cantidad de jorobas que tenía; además en todo el viaje no pude adivinar dónde estaban las puñeteras velocidades, cada vez que el chofer la movía la ponía en un sitio distinto; todavía no se las velocidades que tenía o si era automático. No había nada de vestidura que ocultara el acero de la carrocería (de 4 mm de espesor), que no paraba de chirriar por las puertas, el techo, el capó, el maletero… todo sonaba como la steelband de Guyana y si aquella mole de hierro cogía un bache las ruedas sonaban como bombas, los asientos saltaban (nosotros también), el carro se estremecía… total que las calles de la Habana que están hechas a semejanza del paisaje lunar y nosotros con aquel carromato, parecíamos un vehículo ¿? de combate; sólo nos faltaba el casco y la cara de malo (Vivian y yo tratamos de sonreír todo el tiempo). Pero lo peor fue cuando descubrí la "ambientación" musical. Yo del reguetón nunca he podido oír ni un acorde; pues tuve el privilegio de meterme un CD completo, con lo más agresivo y de mal gusto que existe de esa "cosa". Así como te digo, ¡COMPLETO UN CD DE REGUETÓN!, y eso que no te cuento lo que iba subiendo y bajando en todo el trayecto (me refiero a los pasajeros). Al final tuve que pagar y todo (40 pesos cubanos) ¿qué te parece? Me dio mucha tristeza con los cubitos de hielo (Vivian y yo) de una coctelera (el almendrón) porque fue más o menos lo que me vino a la mente al bajarme, con la buena suerte para el hielo que no tienen reguetón en la coctelera. Bueno voy a ducharme y hacer meditación, para regresar a mi yo interior, porque el exterior lo perdí en el almendrón.

Este Biote no tiene precio, es un artista de los pies a la cabeza, y es tan ocurrente... Y si no me creen miren estos otros, que hacen referencia a la comida que se prepara él en su casa de Mallorca, donde de momento vive solo, a la espera (larga) de que un día no muy lejano su esposa pueda reunirse con él.
Ahora me voy a comer uno de mis postres favoritos "Magdalenas ripiadas con helado", me encanta y es muy fácil la receta (debe estar inventada seguramente, pero a mi me gusta hacerla a lo BIOTISMO); vamos por pasos: coges un tazón, pones helado (el que sea) y agarras dos magdalenas y las haces mierda dentro del tazón con el helado puesto como te dé la gana (es decir, rompes las madalenas, las "RIPIAS"), después estas un ratico con un tenedor revolcando todo eso y...catapún-chimpún, YA ESTA!!!!!!!!, a chuparse los dedos.


Un Biotismo (que es como le llama él a sus creaciones de cualquier índole).

Y otro: carne partida de risa (tomado de un correo suyo):
Ahora estoy en el "laboratorio culinario" tratando de hacerme algo "comestible" (¿?) y me he reído mucho; pero que mucho, creo que acabo de inventar el plato de cocina más divertido del mundo, no es que en la receta ponga que lleva 2 cucharaditas de carcajada, ni que tengas que sonreírle a los comensales al servir el plato; sino que mientras lo hacía me reía de mí, eso, me reía de mí, mientras cocinaba, pensaba todo el tiempo, si al final (cuando terminara de hacer "aquello") sería capaz de comérmelo, pero parece que sí, porque tiene buena pinta, incluso hasta huele bien....JAJAJA....He decidido ponerle a la receta como nombre "CARNE PARTIDA DE RISA". Mi intención era hacer "carne con papas" y todo fue muy cómico porque tengo un libro de Nitza Villapol (por cierto, ¿qué nombre más raro?, ¿de dónde coño una cubana saca ese nombre?, (eso no viene al caso, da igual como se llame la vieja), bueno el caso es que me leí la receta de su libro "cocina la minuto", y del minuto ni una mierda, llevo tres horas inventando, poniendo cosas y lo único que me falta por añadir a la puta cazuela es detergente y ambientador, y todavía no sé si podré comerme "aquello"; la suerte es que mi hijo está paseando por Navarra una semana y si me pasa algo no habrá más afectados. Pero es que ahí no termina el asunto, vine corriendo a Internet y puse, "carne con papas" y cada cual lo hace como le sale de... la cazuela. En fin que si mañana no te escribo es que estoy en Son Dureta. Y ahora me voy de nuevo corriendo al laboratorio culinario, porque "aquello" está chasqueando y me da miedo salir mañana en las páginas de sucesos del Última Hora. Al final se me ocurrió una idea, ¿por qué no pones en tú blog recetas de la cocina cubana? O como las mías, "Inventos Culinarios Comestibles de Hombres Cubanos Exiliados y sin Pareja", porque realmente esto de la cocina es un arte, ya lo supe la vez que inventé la BIOsopa, pero esto de "La Carne Partida de Risa", es una receta súper artística. ¡¡"Allá va eso"!!, TE QUIERO UN MONTÓN. Y ahora voy a probar "aquello".
Otro más: Biocaldos
Bueno voy a almorzar. Mira para que te de envidia, hice un sopón con pollo troceado, le puse vegetales, jamón, chorizo, patatas, verduras de todo tipo, especias, cebollita, ajo, una bandeja de huesos para cocido... tao',tao', tao'... espero que no me muera, a mí me gustan muchos esos caldos que me invento, los llamo "BIOCALDOS", que viene de BIOte, porque en ningún libro aparece, ni creo que nadie se atreva a comerlos, es que no sé cocinar, pero el refrán dice "cortando huevos se aprende a capar", así que allá voy, deséame suerte y que no pase de una diarrea. ¡¡¡Hasta la próxima!!!!

Leyendo estos correos nuevamente me felicito de haber conocido a alguien tan especial, es sencillamente genial, un gran artista, un tipo maravilloso, y lo más lindo de todo es que lo nuestro fue amistad a primera vista. Conectamos rápidamente porque él está loco y yo otro tanto y el arte es así, eso no tiene más explicación. Y aunque apenas nos vemos porque vivimos lejos y tenemos vidas tan diferentes, yo le hago de vez en cuando una visita en el bar donde trabaja, y él me cuenta por correo de su vida en Villa Vrocha (Vrocha es una bailarina gorda de su creación, su musa, que baila en el bosque rodeada de animalitos y espiada por un príncipe obeso apellidado "Voluptuoso Gordillo" de quién se ha enamorado, como me contó un día en un correo muy indignado:


Ahora mismo he tenido un problema grave y es que Vrocha acaba de conocer un chico y creo que son novios, se llama "Voluptuoso Gordillo", y dentro de todos los asuntos que debo resolver ¡YA!, está ese; me ha sacado de mis casillas, pues tendré que ponerme en función de darle forma a Gordillo, esto no me deja dormir.

Ah, este Biote y sus musas, pero de todas sus musas, la musa mayor es su esposa Vivian, "su Reina", como él le dice, con quien está casado desde hace casi 30 años. La conoció cuando era estudiante de ballet a la tierna edad de 14 o 15 años y desde que la vio hacer una extensión se quedó prendado. Espero que no se moleste porque se los cuento. Es la historia de amor más bonita que he escuchado en mi vida.

martes, 27 de enero de 2009

Luces, cámara...


Mi querida colega Rosa del blog "En honor a Yoani Sánchez" me ha premiado con un premio muy estimulante: se llama "Luz en el alma" y quiero agradecérselo y premiar a su vez a Patricia Miranda, cuyo blog "El corazón de la alcachofa" me gusta tanto visitar para leer y relajarme escuchando su linda musiquita. A Yvette, mi querida colega fotógrafa, cuyo blog que antes se llamaba "Love is the drug" y ahora "Yo, tú, nosotros" siempre me deja un sabor a eternidad, a tiempo detenido y luz tras la ventana.
Como hablamos de luz, quiero hacer legar mi premio a esa otra fotógrafa maravillosa que es Liset, cuyo blog "Luces y sombras" me despierta los sentidos a la belleza que ella logra captar con su cámara.
Asimismo, quiero premiar el trabajo que está haciendo José Varela Ferrer desde Washington, y no porque sea mi primo, sino porque es un artista con mucha sensibilidad y un corazón inmenso, abierto a nuevos formatos desde su blog Photo + Art + Varela.
Estos creadores de la imagen son como luceros que alumbran mis noches blogosféricas. Vaya para ellos mi reconocimiento.

Clasificado del mural de la UNEAC

Parece que tengo una tocaya por la Unión de Escritores y Artistas de Cuba.

lunes, 26 de enero de 2009

Las grandes cuestiones de la vida


Acabo de ver Revolutionary Road, el último filme de Sam Mendes (el mismo director de la oscarizada American Beauty), con Leonardo di Caprio y Kate Winslet en los papeles protagónicos, y me ha parecido sencillamente genial. La película funciona como un purgante en el mismo centro de la barriga del espectador -de cualquier espectador- ya que la historia está bien lograda y las excelentes actuaciones le brindan absoluta credibilidad. Después de verla, el que más y el que menos se cuestiona las bases sobre las que se asienta su modo de vida, y acabamos preguntándonos cosas tales como: ¿es la vida la que nos lleva o somos nosotros los que tomamos las riendas de nuestro destino? Bueno, yo al menos me lo pregunté, es tan intensa la duda existencial que planea sobre todo el filme y está tan bien planteada por medio de las actuaciones -no sólo las de los protagonistas, sino de todos los personajes- que a menos que uno sea tonto o insensible termina reflexionando sobre sí mismo. Y eso es lo que yo busco en una buena película, que me ponga a pensar, que me remueva y me ponga frente a frente con mi propia imagen, y sobre todo, que me transmita ideas enriquecedoras acerca de las cosas importantes de la vida.
Pienso que lo principal es que Revolutionary Road parte de un buen guión, un guión en el que destacan los diálogos inteligentes -escenificados magistralmente por Leonardo Di Caprio -cada vez más actor y menos galán- y Kate Winslet, quien con esta impresionante actuación obtuvo el Globo de Oro a la mejor actriz secundaria -aunque su papel no es secundario-. El resto del reparto está brillante y junto con la escenografía hacen que todo parezca más real.
Esta película me dejó un buen sabor de boca, se las recomiendo firmemente, no les cuento más porque no conviene descubir la trama. Solamente agregar que a mí me dejó pensando en los valores que a mí me han faltado en mi educación, a mí y creo que a casi todos los cubanos: la coherencia, la rectitud -cada vez me doy más cuenta de que somos un pueblo demasiado alegre como para tomarnos en serio-. Y me sirvió también para reafirmar mi posición en contra de las convenciones sociales, para continuar recelando del dulce lazo de las apariencias y los dogmas sociales. Nadie es igual a nadie, nada es eterno-ni las amistades, ni lo material, ni el amor- y pobre del que no quiera escuchar estas verdades, claro que siempre podrá quedarse en el cómodo sofá de los mediocres, donde siempre hay sitio.

domingo, 25 de enero de 2009

Otra recomendación (que no se deben perder)

Mi querido colega blogosférico Jorge Ignacio Pérez lanzó hace poco su libro "Pasajeros en tránsito", y mirando en su blog descubrí la sinopsis que aquí les dejo. Conozco el trabajo impecable de Jorge en su blog y por ello puedo asegurar sin temor a equivocarme que el libro será de exquisita factura. Aquí les dejo con la sinopsis y el link al sitio donde pueden adquirirlo.

Acomodar bien una maleta no es solo un oficio de mujeres. Son ellas las que saben depurar, ordenar, estar al tanto de que no falte nada importante. El protagonista de esta historia es un hombre de unos 40 años que se vio obligado a preparar su valija para siempre, sin la opción del regreso al país que le dio vida. Dejó de oficiar como periodista de un diario de tintas rojas para reciclarse en cuidador de ancianos, en una Barcelona moderna y mordaz, a veces inhóspita, incluso, para consigo misma. Estas páginas reflejan la vida de una ciudad, a través de los ojos de un hombre que se lanzó al vacío sin paracaídas. Pero se fue construyendo su lugar con el día a día. Entran amores, luces y sombras. Al lado de la melancolía está siempre el divertimento. La revolución cubana es solo un triste y dulce recuerdo para él.

Los judíos regresan a Berlín, buenísimo reportaje de El País Semanal

Un reportaje muy interesante y que sirve además para enriquecer nuestra cultura general. Aquí pueden verlo.

My Obama

Me gustaría invitarles a ver las interesantes fotografías de José Varela Ferrer en su blog Photo+ Art + Varela, ésta vez sobre la investidura de Obama, un evento del que él ha podido ser testigo privilegiado, ya que vive en Washington. De la Obamamanía y otras características de típicas del pueblo americano nos hablan estas fotos que ha colgado en su blog bajo el título genérico de My Obama. He aquí una de ellas.


viernes, 23 de enero de 2009

Retórica cubana

Ando leyéndome el libro "Conversaciones con el búfalo blanco" (Ed. Letras cubanas, 2005), una selección de cuentos de autores cubanos acompañados por entrevistas con sus creadores por obra de Rogelio Riverón. En sus páginas se mezclan jóvenes escritores como Karla Suárez, Ernesto Pérez Chang, Jorge Enrique Lage o Alexis Díaz Pimienta, con otros más veteranos como Daniel Chavarría, Miguel Mejides, Mirta Yáñez o Marilyn Bobes. El cuento corto es el pretexto y el hilo conductor de todo el libro.
Me está resultando una lectura muy esclarecedora. Por una parte disfruto leyendo los buenos relatos que se incluyen en dicha antología; por la otra, me río bastante -y también me exaspero de cuando en cuando- con el lenguaje lleno de circunloquios y eufemismos que supongo no pueden evitar utilizar algunos de los entrevistados. Más que escritores, parecen funcionarios, más que cuentistas parecen enciclopedistas con su verborrea culturosa, y me aburren con sus largas disertaciones. Se nota la falta de espontaneidad de las entrevistas, como si los autores hubieran tenido tiempo para prepararse las respuestas a libro abierto, lo cual no resta mérito a las respuestas, pero sí valor al testimonio. Es la ventaja/problema (según se mire) de Cuba: el tiempo pasa despaaaaciooooo y no hay grandes periódicos que leer. El tiempo, una vez más, no significa nada, y por ello sobran las florituras tanto en las preguntas como en las respuestas. Sobra tiempo y papel (Liborio paga, mal y tarde, pero es siempre él quien paga, Liborio es un caballero muy generoso que no deja pagar a sus invitados), sobra ego que volcar sobre ese papel de manera indecente, como sólo los escritores saben (¿sabemos?) hacerlo.
Cuánto me alegro de no haber asistido a talleres literarios en mi etapa cubana -bueno, reconozco que una vez intenté entrar en el de Eduardo Heras León y no me aceptaron, el trauma aún no lo he superado- cuánto, de no haber sido iniciada en la secta de los "metatrancosos" de la narratología, de las lenguas muertas. No es que uno desprecie la erudición, sólo faltaría que me regodeara en mi ignorancia, sino que para mí esta claro que eso que muchas veces se confunde con erudición, que no es más que el manejo, a veces injustificado, de cierto código esnobista, no necesariamente está presente en la buena literatura, aunque si está la engrandece mucho más.
En Cuba -qué gracia y a la vez qué envidia- los escritores pueden jactarse de serlo aunque no vendan libros ni gusten a la gente. En Cuba (qué mala leche se me está saliendo) los escritores trabajan de escritores y ven puestas de sol melancólicamente en el muro del malecón o se caen a mentiras en los jardines de la UNEAC, y asisten a talleres, categorizaciones y coloquios donde se alaban unos a otros en su jerga gremial. Y convocan a premios y homenajes rotativos, de modo que ninguno (que haya demostrado su resistencia alcohólica semana tras semana en los jardines de la UNEAC o la casa de cultura de turno) se quede sin su premio. Claro que eso del premio rotativo o premio de amigo no lo inventaron mis compatriotas, eso existe en todo el mundo. Afortunadamente allá no trae mayores consecuencias que un poco de cuero a espaldas del premiado, porque al igual que pasa con los divorcios no hay en juego grandes sumas de dinero. Aquí en España, en cambio, premios como el Planeta vienen con puñaladas incluidas.
Pero volvamos al libro; a pesar del panfleto inicial de Daniel Chavarría (recomiendo no cerrar el libro a pesar de la primera impresión, no se trata de un manual de marxismo), de las preguntas rebuscadas del entrevistador, que no se sabe bien si pregunta o responde, de lo largas que son (y autocomplacientes), de la metatranca que flota sobre el libro completo gracias a su punto de partida ocioso (¿qué ensayo literario no parte del ocio y la autocomplacencia?), creo que vale la pena darse una vueltecita por los cuentos, porque una cosa (gelatinosa) son los escritores y otra muy diferente es la literatura.

PD: Espero no tener que tragarme estas palabras si un día me admiten en el gremio.

jueves, 22 de enero de 2009

Astor Piazzolla y su Quinteto Tango Nuevo - Adios Nonino

Sé que no pega mucho con Martí, pero estaba escuchando esta bellísima canción y no quise dejar pasar la oportunidad de compartirla con ustedes.
Que la disfruten.

Sobre mi estilo

Me he quedado pensando en lo que dijo mi querido y nunca bien ponderado Manuel Sosa acerca de mi estilo, pues no sabía que tenía un estilo, y tampoco que éste hubiera ido variando con el tiempo. Pensándolo bien creo que la que ha ido cambiando he sido yo, mi grado de ingenuidad, que ha ido menguando conforme navegaba en las aguas turbias de la blogosfera cubana. Lástima, ¿saben?, porque no hay nada mejor que estar ajeno a todo, permanecer inmaculado. Al fín y al cabo la política es tan vulgar... no tiene la clase de la literatura ni del arte, y el periodismo (o lo que sea que uno hace desde un blog) no es literatura, por mucho que se disfrace. Pero supongo que no haber aprendido, no contaminarme, sería una señal de sordera espiritual, de poca humanidad. Es imposible mantenerse al margen; la vida te emplaza a que tomes partido, casi siempre de manera unilateral. Es imposible, y creo que irresponsable, evadirse cuando hay tanto por hacer: un país roto, una realidad adversa, un día a día insufrible para tanta gente dentro y fuera de su tierra.
En un inicio yo quería ser escritora, pero sólo de historias de ficción, de personajes raros, o de mis propios sentimientos y deseos. Así lo hice por un tiempo -así se puede estar toda la vida, metida en una urna de cristal, como los zapatitos de rosa-, pero hay que tener el corazón pequeño para no inmutarse, hay que estar en estado larval para no enterarse de que afuera pasan guerras, matan a gente, se pasa hambre... y aún así seguir escribiendo historias de amor.
Pero bueno, las cosas no son en blanco y negro, qué culpa tiene el poeta de que le crezcan versos, y el arte necesita de intelectuales puros tanto como de hombres apegados a la tierra que den cuenta de la realidad con palabras sencillas, yo me considero de esta última variante, hasta nuevo aviso.

miércoles, 21 de enero de 2009

La estatua ridícula de Martí

(Pueden ampliar la imagen para ver los detalles)

Paseando por 23 me encontré de pronto con este monumento en honor a José Martí que han puesto a la entrada de la Unión de Periodistas de Cuba (UPEC). Lo primero que pensé fue: "ese no puede ser Martí", pero para mi sorpresa se trataba del mismísimo héroe nacional en esa postura inverosímil y con una cara de gato que ni mandada a hacer.
Luego me acerqué y leí la inscripción, ahí me enteré de que dicha escultura fue inspirada en un autorretrato que se hizo Martí como un Chac mool. O sea, que no era una broma, ¡pero vaya si lo parecía! Creo que el escultor que la hizo tiene muy mala leche.
Pobre Martí, ya no saben en qué postura colocarlo. Recuerdo que de pequeña, cuando pasaba por la Plaza de la Revolución, le preguntaba a mis padres si estaba haciendo caca. No sé por qué me parecía -me sigue pareciendo- que estaba sobre la taza del baño, ¿y por qué no iba a estarlo? ¿Verdad? Reflexionando en la taza (o en la letrina), que es un lugar muy apropiado para reflexionar.

Pensando en esto me viene a la mente el chiste de Pepito en el que la maestra le pregunta a los alumnos dónde cayó nuestro héroe nacional, a lo que Pepito muy entusiasmado responde: "Bueno, maestra, el cuerpo no sé dónde cayó, pero la cabeza yo la ví en el patio de la escuela".


Fotos: Panoramio

martes, 20 de enero de 2009

Gracias

A todos ustedes por estar ahí y por hacerme sentir francamente bien. Estas mariposas son para ustedes, que cada uno escoja el color que más le guste.

Gracias también al maestro Manuel Sosa por su nota amabilísima sobre mi blog. Qué puedo decir aparte de darle las gracias, me quedo sin palabras.

Isobárica

No sé por qué en estos días me he puesto a reflexionar acerca del tiempo que pasa, con sus vivencias que nos hacen cambiar el modo de ver las cosas. A mí, por ejemplo, me va volviendo más amable, cada vez más reflexiva -incluso demasiado- y más sentimental, aunque poco a poco voy aprendiendo a convivir con mi melancolía, y sobre todo, voy madurando, (que no es lo mismo que irse secando, aunque por momentos se parece).
Una de las cosas que más he notado últimamente es la disminución de mi sempiterna angustia existencial, esa ansiedad constante, ese vacío que me hacía correr detrás de la gente y de las cosas -lo cual no era tan malo, ya que gracias a ese afán de querer demostrarle al mundo todo lo que yo tenía adentro es que he alcanzado mis mayores logros personales, mis modestas proezas-. Sin embargo, ahora todo eso me parece banal; ¿a qué tanto afán, me pregunto, si las cosas importantes están en otra parte y la felicidad, tal como nos la venden, resulta inalcanzable? ¿Para qué machacarse entonces con metas imposibles y rutinas masoquistas? Mejor quedémonos en la cama, al calorcito de la hoguera, o del aire acondicionado, que así se está muy bien.
Ojalá fuera tan sencillo, pero mi estado trae aparejados otros inconvenientes: mi ansiedad al irse se llevó de la mano mi ilusión, y cada vez quedan menos cosas que me entusiasmen en la vida, al menos en el terreno personal, otra cosa es que sea capaz de darlo todo por ayudar a mis seres queridos, pero entusiasmo no tengo, ni chispa de alegría, aunque cueste admitirlo. A ustedes, mis lectores, no tengo que jurárselo, se habrán percatado de que la Ivis inquieta, la promotora cultural, la cazadora de imágenes, no está por estos predios, en cambio se ha quedado la oficiosa, la crítica, la triste, y esa tristeza no me es posible disimularla con trucos de Photoshop ni con mañas de escritora.
¿Dónde me perdí? ¿Cómo saberlo? ¿Quién se ha llevado el mes de abril?, diría Sabina. Demasiadas lecturas pesimistas, demasiado vivir en el recuerdo de una vida que fue, de una isla que me quita el sueño y a la que vuelvo noche tras noche aún sabiendo que no existe más. Ingente frustración que voy acumulando sobre unas calles que no me reconocen ni me han visto crecer, que no me quieren. Dicen que es cuestión de actitud, de echarle huevos, con lo fácil que suena lo que sea que eso signifique. Pero bueno, trataré de no regodearme en la tristeza (esta herencia melodramática latina me juega malas pasadas), más bién procuraré ilusionarme de nuevo con las cosas cotidianas, quizás al principio parezca forzado y luego prenda como un gajo la alegría y así mi horizonte vuelva a ser en colores.

lunes, 19 de enero de 2009

La calle G a medianoche (como si fuera mediodía)


¿Nos haces una foto? Me pidieron estos simpáticos muchachones cuando me vieron con la cámara en la mano.



Aprovecho que Orlando Luis Pardo, autor del blog "Lunes de Post Revolución" ha sacado en Penúltimos Días un artículo muy en su estilo sobre el asunto de la Calle G, para mostrarles las fotos que hice (malas fotos, por cierto, ya que mi cámara no es buena de noche) y que así puedan ver el fenómeno nocturno en que se ha convertido la Avenida de los Presidentes, sobre todo los fines de semana. Como si de la plaza de cualquier pueblo se tratase, los jóvenes habaneros -que no tienen muchas alternativas acordes a su bolsillo- se dan cita a lo largo de la avenida y se entretienen paseando calle arriba y calle abajo, creando un ambiente festivo y nada peligroso, o al menos eso fue lo que yo noté. Muchos se reúnen en torno a una guitarra y entonan canciones de lo más variopintas, desde el infaltable Silvio hasta Maná, sin olvidarse de los clásicos de la década prodigiosa, que increíblemente allá no han sido enterrados aún.
Total, que parece que el ruido (de guitarras y voces, que no de altavoces) y los orines (quizás habría que plantearse el poner baños públicos) molestan a los vecinos de la calle G y estos se han rebelado mediante cartas a los periódicos. Pero yo digo al ver la actitud de estos vecinos remilgados que peores cosas se han aguantado en Cuba y la gente nunca se ha quejado tanto, así que no pretendan cobrarla ahora con los jóvenes, que ellos no tienen la culpa de no tener más opciones y de haber crecido en un país tan bullanguero. Y digo más, si son maleducados, será porque no les han inculcado normas de civismo, porque se tiene el país que se crea, y en materia de educación para la ciudadanía y de higiene medioambiental Cuba está más que suspensa. He dicho.

domingo, 18 de enero de 2009

Tu y yo. Raúl Paz

Qué lástima que yo acabe de descubrir a este artista ahora, porque me parec de lo más completico del panorama actual, junto con Kelvis. Me encanta cómo se mueve en el escenario, su expresividad, su sonrisa. Esta se la dedico a mi novio, Armando, mi eterno enamorado, que hoy está cumpliendo año.

Kumar - Sublevao. CD. Película de barrio

Me encanta este chico, que descubrí gracias a Queseto, un nuevo talento del patio que se aleja de lo tradicional. Me encanta su onda "hiphopera" (no sé si existe esta palabra).

Feliz cumpleaños


Hoy es el cumpleaños de alguien muy especial para mí. Alguien que me ha demostrado que los hechos valen más que las palabras, y que siempre ha estado ahí para apoyarme, para quererme mucho y también para regañarme. Mi novio Armando, que es un tipo maravilloso, y muy pero que muy guapo.

Daría cualquier cosa por ver siempre en su cara esa sonrisa.


viernes, 16 de enero de 2009

¡Qué ilusión! Mi entrevista traducida al italiano

A veces uno duda de la importancia de hacer el blog, y luego sucede que recibes noticias magníficas que te llenan de aliento, y te quitan las dudas. He aquí una de ellas: Gordiano Lupi (el traductor al italiano del blog de Yoani Sánchez) y Leonardo Mesa han tenido la amabilidad de traducir al italiano mi entrevista a Yoani Sánchez, la pueden ver aquí.
¡Grazie, amichi!

jueves, 15 de enero de 2009

Para el que no se acuerda cómo era subirse en una guagua en Cuba

Esto fue en un P5, que es de los nuevos autobuses que circulan por la Habana, de la marca china Yutong. No están mal, y como ven el transporte ha mejorado, (que no me llamen ahora comunista por decir que el transporte ha mejorado, lo aclaro porque sé que hay gente así, absurda).

video

lunes, 12 de enero de 2009

Yoani



©Ivis Acosta

Ésta es Yoani, la mujer que remueve los cimientos del régimen cubano y trae de cabeza a los "segurosos" con su frenética actividad bloguera. En mi reciente visita a Cuba tuve la oportunidad de conocerla personalmente y hablar con ella sobre blogs, y también sobre su vida, que es un poquito más complicada que la de cualquier cubano de a pie gracias a su condición de inconforme, (disidente, como se les dice allá). Esta particularidad hace que, por ejemplo, no pueda comprar ningún artículo, ni el más insignificante, en el mercado negro (que es el salvavidas de las familias cubanas en lo que a alimentación se refiere), y que por este mismo motivo, no pueda relacionarse normalmente con sus amistades, pues es consciente de que su persona posee lo que ella llama "radiactividad". Por si fuera poco, no puede viajar al extranjero, puesto que el permiso de salida de inmigración le ha sido negado en más de una ocasión, por lo que debe conformarse con el suelo patrio hasta que sus "mayores", como ella les llama, le levanten el castigo.

Ante esta presión, Yoani sigue denunciando con terquedad lo que sucede a su alrededor, criticando a un régimen que no se caracteriza precisamente por aceptar críticas, mediante esa eficaz herramienta que son los blogs, herramienta a la que la mayoría de sus coterráneos no puede acceder porque, casualmente, tampoco pueden disfrutar de libre acceso a Internet, más por culpa del bloqueo interno que del impuesto por los Estados Unidos, eterno culpable de todas las desgracias.

Me la crucé cuando yo salía de un hotel al que había ido a conectarme; en Cuba hay pocos lugares desde los que uno puede conectarse a Internet, de modo que el encuentro no fue tan casual. Quedamos para vernos otro día y así lo hicimos, y en esta segunda entrevista fui testigo privilegiada de cómo desarrollaba su trabajo de bloguera con la rapidez de una experta, haciendo malabares para sortear los ataques informáticos en forma de virus que le entran constantemente a su portátil, así supe del trabajo que le supone postear sus textos, que debe enviar por email a una persona que le administra el sitio, ya que el mismo, como se sabe, está bloqueado en todo el territorio de la isla.

Yoani me aseguró que ella recibe por email y lee todos los comentarios que le dejan los lectores en el blog, aunque le es imposible responderlos, por la cantidad y por lo caro del tiempo en internet. No obstante, según me dijo, intenta ir dándoles respuesta a través de sus posts. Dentro de estos comentarios, como es de suponer, se incluyen los ataques que le lanzan sus enemigos dentro y fuera de Cuba, ataques que ella no se molesta en contestar porque no le ve sentido a alimentar polémicas estériles, más bien ella lo tiene claro: que cada cual piense lo que quiera (que si es agente de la CIA, asalariada del grupo Prisa, agente de la Seguridad del Estado o una impostora que firma los textos de su marido, periodista de profesión). Todo eso a ella le parece inevitable, aunque me confesó que a veces esos ataques le duelen y la dejan hundida, sobre todo cuando no provienen de sus enemigos naturales, sino de blogueros como ella. Ésos, y no otros, son los que más le duelen, pero ya está acostumbrada, poco a poco la piel se le ha ido curtiendo, al igual que va desenvolviéndose cada vez mejor ante las cámaras y aceptando con naturalidad su estatus diferenciado, tanto que bromea sobre el hecho de ser un objetivo para la Seguridad del Estado y que por ello la sigan a todas partes. "Si es verdad que me siguen yo los debo hacer caminar por toda la Habana, para que hagan ejercicios", me dice en tono jocoso mientras nos tomamos un café en la pastelería francesa junto al cine Trianón. "Hay quienes dicen que mi estilo se parece al de mi marido, y yo digo: ¿cómo no se me va a haber pegado algo de su estilo tras 15 años de matrimonio?", continúa bromeando. Y es que Yoani resulta ser un amor de persona, seria pero a la vez relajada, firme pero con maneras suaves, como buena cubana.

Le pregunto si la gente te reconoce por la calle, a lo que me contesta que cada vez más la saludan, la interpelan, y que por eso -bromea- se ha comprado unas gafas oscuras, de esas grandes, para poder pasar algo más desapercibida, aunque no lo logra del todo. Al preguntarle si le gustaría dedicarse a la política, casi que se persigna y me dice con rotundidad que "de ninguna manera", que ella no tiene temple de política, y que por eso estudió para filóloga.

-¿Y entonces, qué te gustaría hacer en el futuro?- le pregunto, a lo que contesta que no le disgustaría dirigir un periódico que practicase un periodismo verdaderamente independiente y veraz, dentro de Cuba, y si hay posibilidades, montar una academia de periodismo que ofrezca becas a los alumnos que no pudieran pagarse los estudios. Y digo yo que si lo hace con el mismo entusiasmo que le está dedicando a esto de los blogs, seguro que lo logrará.

Una de las cosas que más suspicacias ha levantado entre sus detractores, aquellos que le han puesto el cartelito de "segurosa" ha sido el hecho de que haya vivido dos años en Suiza y luego regresara a vivir nuevamente en la isla. Le pregunto acerca de esto y me saca de dudas al instante: regresó cuando vio que era difícil llevarse a su familia con ella, especialmente a su esposo Reynaldo, que es un hombre muy apegado a su tierra, muy cubano. Como muchos saben, Yoani rompió su pasaporte en un viaje de regreso y se quedó a vivir nuevamente en Cuba, un acto bastante inusual para un cubano cualquiera, pero no para esta muchacha que conoce y disfruta de su cultura como pocos. "Yo conozco más de cultura cubana que muchos de los que dirigen este país -me explica-. La conozco porque la he estudiado y porque me gusta mi cultura, a mí me gusta ser cubana, salir a la calle y escuchar los comentarios de la gente, que te saluden, que se metan contigo, eso no lo hay en ningún lugar del mundo". Durante ese tiempo que pasó en Suiza trabajó en una libería latinoamericana y pudo familiarizarse con internet. Así conoció de la existencia de los blogs, y a su regreso a Cuba ya venía con la idea de utilizar esta herramienta desde la isla.

Me parece estar viéndola hablar, con esa seguridad que la caracteriza. Sus ojos inteligentes lo observan todo y toman buena nota de los detalles, que para eso es escritora. La mañana avanza plácidamente en esta conversación que se hace ligera, fraternal. El tiempo pasa volando. Me pregunta por el evento bloguero, yo le digo que estamos ahí, un poco parados, pero que ahora seguro volvemos a coger la marcha, que la gente se ha descuidado porque teníamos mucho tiempo por delante, pero que ahora tenemos que meterle un sprint, y ella afirma que sí, que hay que hacerlo. Precisamente en esas están ellos, me cuenta, tratando de celebrar el suyo aunque sea virtualmente, después de que los citasen de la policía, a ella y a Reynaldo, para prohibirles expresamente celebrar cualquier tipo de reunión. ¡Qué emoción! Me digo yo para mis adentros, qué valientes son que desafían a la mismísima policía, pero la cosa no va de bromas, como sabemos, la cosa es seria, y se va poniendo cada vez más difícil, no obstante ellos no se cansan, y hacen de los limones limonada, y aprovechan la ocasión para lanzar un dominio nuevo: "Una isla virtual", que es el nombre del concurso que han lanzado para todos los blogueros cubanos residentes en el interior. Y como no pueden reunirse en persona, lo hacen virtualmente a través del Itinerario Blogger.

Yo aprovecho para pasarle unos tutoriales que había grabado para dárselos, pero noto que quizás son muy básicos para el nivel que ya tienen los blogueros cubanos, al menos los que se reúnen en torno al blog Generación Y. Yoani me explica que esto se debe a que ya cuentan con una bibliografía sobre el tema blog, cuyos fondos han hecho públicos en el espacio dedicado al Itinerario Blogger, a fin de no repetirlos. Ahora anda detrás de la traducción al español del "Manual para bloggers y ciberdisidentes" que ha sacado "Reporteros Sin Fronteras", que puede encontrarse en internet en formato pdf, aunque de momento sólo en inglés o francés. Yo me quedo asombrada ante el dominio que tiene de todas estas herramientas e informaciones, pero estoy en Cuba, recuerdo, un país donde todo es posible, a pesar del subdesarrollo. Sin embargo, le digo, la mayoría de los bloggers de fuera no estamos tan duchos en la teoría, aunque horas de internet hacen lo suyo, mientras que ellos gastan más el tiempo estudiando en abstracto, hasta ese día feliz en que haya internet libre en Cuba a un precio razonable.

Como a las dos horas me percato de que tengo otro compromiso, el tiempo se ha ido volando y yo he quedado gratamente sorprendida ante la sencillez y el carisma de Yoani. Nos despedimos y yo me quedo a partir de ese momento con la extraña sensación de que a mí también ya desde entonces me vigilan. "Qué tontería –pienso- ni que estuviéramos hablando de poner bombas", y me río, pero en el fondo me quedo con la paranoia de que alguien, desde entonces, sigue mis pasos.

Mi familia de la Argentina

He descubierto en youtube unos videos de mis primos que están por Argentina, y quería compartirlos con ustedes, porque están buenísimos.
¿Se acuerdan de mi primo Allier, el que tocaba guitarra flamenca? Pues aquí lo pueden ver tocando con tremendo swing junto a un colega suyo. Es el de la derecha. Ese muchachito va a llegar lejos, y eso que todavía no ha venido a España, deja que venga.



Como en su familia hay varios músicos, pues no es de extrañar que el hijo mayor de mi primo Darien, llamado Allier como su tío, ya esté haciendo sus pinitos en la música, y de esta guisa:



Y por último, pero no menos importante, el nacimiento del segundo hijo de mi primo Darién, Alejo, que justamente nació el pasado 5 de diciembre, coincidiendo con mi cumpleaños, y el de mi hermana. Qué bonito poder ver estos acontecimientos aunque sea por este medio. Adelanto que el vídeo está realmente impresionante, nunca había visto algo así.

sábado, 10 de enero de 2009

Un paseo por Paseo

La avenida Paseo, con sus árboles y sus caserones majestuosos, es para mí una de las calles más elegantes de la Habana. Aquí les dejo con algunas fotos para que lo comprueben por ustedes mismos. Solamente retraté un pedazo de la avenida, que es muy larga. Por cierto, por entonces estaban puestas estas enormes banderas (qué derroche de patriotismo) para celebrar los 50 años de ya tú sabes, y por ese mismo motivo aceleraban las obras del nuevo Instituto Cardiovascular, para terminarlo antes del 1 de enero. ¿Lo habrán logrado? No me extrañaría, como tampoco me extrañaría que se cayera en pedazos dentro de tres meses, como todo lo que se hace allá a última hora para cumplir con el plan.
No obstante, muy a la carrera no fue, porque llevaban como 5 años (quizás 10) para hacer este nuevo edificio y restaurar el antiguo y el Asclepios, que dejó de ser Asclepios y ahora pasó a ser otro edificio más del Instituto Cardiovascular. Bueno, al menos está terminado ya, eso es algo bueno. A celebrar comiendo carne de puerco con mucha grasa, que la cama está garantizada.


Paseo

jueves, 8 de enero de 2009

Frank Delgado. La farándula habanera.

Lástima la oscuridad y la cámara.
Aquí tienen a Frank con Erick Sánchez cantando esta simpática canción que habla de la antigua noche habanera, tan llena de luz y diversión (y perversión).

¡Muchas gracias!

Hoy me he llevado dos buenas sorpresas, una, el post de Salva, en su blog Misteri della Vita sobre el parecido que él encontró entre nuestra historia de emigrantes cubanos y la historia de su familia italiana exiliada en Alemania. Un post bellísimo que, aunque en italiano, deberían intentar leer pues yo lo encuentro muy emocionante. Salva tiene una sensibilidad exquisita, como ya le comenté en su blog, y ha plasmado una historia preciosa a partir de lo que leyó aquí en mi blog sobre mi viaje Cuba. Es increíble lo bien que encajan las dos historias, la de su padre, que partió de su Sicila natal hace ya mucho tiempo, y la de nosotros los cubanos.

El otro agradecimiento es para María, quien me enlazó en su blog titulado "El de María". Muchísimas gracias a ambos. Señores, esto de los blogs es maravilloso.

miércoles, 7 de enero de 2009

Interesante artículo sobre el envejecimiento poblacional en Cuba

Lo pueden ver aquí.

Yo estaría dispuesta a repoblar Cuba entera, si se pudiera vivir allí sin tantos problemas. Me haría abeja reina.

Nuestra visita al rincón

Cuando estuve en Cuba quise ir al rincón, nunca había ido y me habían contado tanto acerca del espectáculo que se montaba allí cada 17 de diciembre, que decidí ir para mirarlo por mis propios ojos.
No es que me resultase una experiencia grata, ya que como no soy creyente y tampoco muy amiga de las concentraciones de personas, me sentí un poquito agobiada, pero la buena compañía y el paseo campestre me sentaron de maravilla.
Antes de ir, habíamos estado viendo mi amigo Wilmer y yo unas magníficas fotografías del cubano Raúl Cañibano, premio nacional de fotografía, con esta temática. Eran magistrales, lástima que ahora no las tenga para compartirlas. Entonces, inspirados como estábamos por las fotos, nos fuimos Wilmer y yo a intentar captar el ambiente de ese día. De paso, como estaba por allá, invité a mi querida amiga blogosférica Yvette, del blog "Love is the drug", una excelente fotógrafa, que también llevó su cámara. A última hora se sumó mi hermana, y nos fuimos los cuatro para Santiago de las Vegas en un carro de 20 pesos, luego cogimos un carretón hasta las inmediaciones de El Rincón y por último, anduvimos a pie hasta llegar al santuario (qué lejos está eso). Aquí les dejo las fotos que hizo mi amigo Wilmer aquel día.

Rincon

martes, 6 de enero de 2009

Homenaje de Síntesis a Humberto Solás

Así empezó el concierto de Síntesis en su 30 aniversario, con un homenaje al director de cine Humberto Solás, quien era gran amigo suyo, como dijeron. Fue muy emocionante.

Síntesis cantando Billy Jean en el concierto por su 30 aniversario

Esta fue la parte del karaoke dentro del concierto. Na, en serio, aquí quisieron mostrar al público cómo se divierten ellos en sus fiestas familiares, el tipo de música que les gusta cantar en privado. Y yo que pensaba que era la de ellos la que les gustaría cantar... qué equivocada estaba.

David Torrens en concierto en Don Cangrejo

Este fue otro de los conciertos en los que estuve. La primera canción me gusta mucho y me identifico plenamente con ella, "ni de aquí ni de allá". Este artista está haciendo muchos conciertos en Cuba ahora mismo, no sé si vive allá o si va y viene.

lunes, 5 de enero de 2009

Explicar la realidad cubana: tremendo compromiso

En los comentarios del otro día me pidieron que explicase lo que pasa en Cuba ahora mismo, y es realmente difícil lo que se me pide, pues yo no soy analista política, sino, con suerte, una simple cronista, de modo que no me atrevo a hacer un análisis a fondo de la situación. Lo que sí puedo es contarles una serie de anécdotas e impresiones de mi viaje, por si sirve de algo.

En este viaje noté un resquebrajamiento de valores aún mayor, si cabe, del que había el año pasado, o el anterior. Tan grande es la grieta, que aún no me explico cómo aquel entramado se sostiene todavía. Por ejemplo: compramos un refrigerador para la madre de mi novio, y al llegar a la casa nos dimos cuenta de que las piezas de dentro eran todas de uso, y no de poco uso sino llenas de moho y suciedad, y hasta alguna estaba partida. ¿Alguna explicación coherente para esto? La que nos dio el responsable del departamento, luego del lío que formamos, no fue nada creíble: que un cliente devolvió el frío pasado un tiempo y ellos, como son tan buena gente, se lo aceptaron… ¿Tú te lo creíste? Nosotros tampoco. Lo peor es que ni siquiera pudimos resolver el asunto tras hablar con el gerente, pues resulta que el refrigerador era el último en existencia, y tras comprobarlo el responsable nos salió con el típico chantaje sentimental de: "todos somos cubanos, vamos a ayudarnos". ¿Cómo explicarle a ese señor que la estafa es estafa aún entre cubanos? Me quedé sin palabras.


Policías en la esquina de Zanja y Galiano, enfrascados en la inspección de un hombre que llevaba unas tanquetas de pintura.



Como estábamos en obras, mi novio y yo recorrimos varias ferreterías en busca de materiales, todos los cuales se venden en dólares, porque en pesos no hay y está más que penado comprarlos en la bolsa negra, dicen que hasta cárcel están aplicando si te cogen con materiales sin papeles (ver foto superior). Pero resulta que al llegar a las tiendas en cuc, tampoco los había, mientras que en el mercado negro sí aparece de todo: pintura, mano de obra cualificada, (que se ausenta de su lugar de trabajo como si tal cosa para ganarse un dinerito extra). Este desvío de recursos también se extiende a las bodegas, carnicerías, fábricas, hoteles y en general a cualquiera de los recursos estatales. La corrupción se extiende como un cáncer a los inspectores de todos los niveles, así como a los abogados y los notarios, porque aquella es una sociedad podrida hasta la médula, es obvio que se les ha ido de las manos, como también es obvio que esta corrupción ha llegado demasiado lejos, hasta los mismísimos pilares de la revolución: la salud pública y la educación.
Por una prima que estudia allí me enteré de que en el Instituto Politécnico "Osvaldo Herrera" una maestra cobraba 5 cuc a cada alumno que quisiese asistir al repaso anterior al examen, donde facilitaba a los privilegiados las preguntas claves que saldrían en la prueba al día siguiente. Pero lo más triste no es esto, sino que tras ser denunciada al Ministerio de Educación por los padres de una alumna que fue suspendida porque nunca pudo llegar a reunir ese dinero, la profesora continuase dando clases en el tecnológico como si tal cosa, aunque la alumna finalmente fuera aprobada, para suerte suya y para confirmación de que actualmente en Cuba el dinero es "el único Dios verdadero", como dice Sabina. Este mismo dinero sirve para comprar plazas en la escuela Lenin, que se venden a 60 cuc, y hasta en la universidad, de esto no tengo constancia, sólo me han contado rumores, pero ya se sabe que cuando el río suena…
Estando en Cuba fue el día del maestro y el tema de los regalos salió a relucir en una conversación con mis amigos que tienen hijos que ya van a la escuela. Ya no es sólo el hecho de que los niños no tengan maestros bien preparados, como en otro tiempo, es que muchos maestros han perdido la decencia y le dicen a los niños lo que quieren que les regalen ese día. Antiguos regalos como un búcaro o un adorno ya no "caminan", lo que se regala ahora (a sugerencia de la maestra) suelen ser jabones, champú, perfumes, zapatos, bolsos, y hasta blúmeres (sin comentario). Pero esto no me escandaliza tanto como el chantaje a que someten los maestros a los niños y luego los pobrecitos presionan a los padres, que tienen que hacer de tripas corazón para que el hijo no sea discriminado. Y yo me pregunto: ¿a dónde irá a parar esta pérdida de valores? No veo la respuesta.
Sé positivamente que lo que digo no sorprende a ningún cubano, toda esa pudrición estaba ya desde hace tiempo, pero yo personalmente creo que no puede ir a más, porque ya no hay ningún sector que se escape a esta sangría hipócrita. El fin del mundo se queda chiquito ante el panorama, y sigo enumerando: ¿se acuerdan del caso de la paladar Hurón Azul? Cuentan que al dueño le cogieron una gran cantidad de dinero en efectivo: se habla de hasta cuatro millones de dólares), y otros tantos en obras de arte e inversiones de la paladar. ¿Qué cómo llegó a acumular tanto dinero esa persona viviendo en Cuba? A mí ni me pregunten, que si yo lo supiera ya habría regresado. Dicen que los policías que llevan el caso están desconcertados y han empezado a buscar drogas como única explicación a este enriquecimiento superlativo. Pero, un momento rebobinemos: ¿drogas en el país más seguro de América? ¿Cómo es posible? Se cuenta también que los vecinos, cosa insólita en Cuba, se han movilizado para firmar una carta donde dan fe de que el propietario de la paladar es una buena persona que da de comer en el barrio a cualquiera que se ponga enfermo. ¿Relaciones de dependencia al estilo de la Mafia? ¿Cómo va a necesitar de ellas un pueblo como el cubano? Al parecer el dueño de la paladar Hurón Azul encontró el fallo en el sistema (no hay que esmerarse mucho para encontrar estos agujeros negros) y por ahí se coló. Y yo antes hubiera dicho "que le aproveche" porque como dice un viejo refrán: "ladrón que roba a ladrón tiene cien años de perdón", pero no es buen ejemplo seguir exaltando el robo como si fuera normal. Mejor llenarnos de vergüenza y decir basta a la simulación, lo mismo que al sistema que la propicia, tan lleno de fallos que él mismo es un gran fallo. Y todavía nos quieren seguir vendiendo que es lo mejor que se ha inventado.

Tengo una amiga oriental que está viviendo alquilada en la Habana. Eso tan simple ya es un problema, porque ya se sabe que en Cuba la gente del interior que pretenda irse a vivir a la Habana tiene que tener una persona que se ofrezca a ponerla en la libreta, de lo contrario son ilegales, o sea, que se tendría que quedar en su provincia aunque se muera de hambre -para los no entendidos les aclaro que Cuba, en cuanto a infraestructuras, es La Habana, y el resto son áreas verdes, como se suele decir por allá. Pues resulta que el otro día me la encuentro atormentada porque tenía que abandonar el alquiler donde se estaba quedando y no había conseguido ninguno a un precio razonable (los alquileres en según qué zona de la Habana están por encima de 60 cuc (aproximadamente 60 dólares) por un apartamentico de un cuarto y ese dinero no lo gana nadie que trabaje para el estado). Entonces, mi amiga me contó que un tío de su novio le había dicho que por 150 cuc le podía conseguir un albergue –uno de los albergues que se construyen para los damnificados de los huracanes, donde éstos se alojan temporalmente hasta que pueden pasar a un apartamento de nueva construcción- pero sin derecho a vivienda. Con éste dinero mi amiga habría podido legalizar su residencia en la Habana. Como en el capitalismo, vamos, aunque un poco más retorcido, porque en estos países el desplazamiento dentro de un mismo país es únicamente una cuestión de dinero, no implica permisos.
Más cosas. Una tarde cojo un panataxi, de esos estatales. Me monto tranquilamente y le digo al chofer la dirección a la que debía conducirme. Aparentemente todo iba normal hasta que el chofer me dice -con excesiva confianza- "mi vida, mira, esto te va a costar 5 cuc hasta allí". Y yo, que sabía perfectamente de qué iba el tema, me hago la desentendida (me molestó su exceso de confianza) y le digo, "será lo que marque el taxímetro, ¿no?" y me contesta que si yo quería lo hacíamos por el taxímetro, pero que, en definitiva, eso era más o menos (más en mi opinión) lo que iba a costarme y que si le pagaba de antemano él podía buscarse algo, y aquí me habló con alevosía, como si yo tuviera la obligación de solidarizarme con él para que él pudiese "buscarse algo". No supe contestarle en el momento porque se me entremezclaron la indignación y la compasión y al final acepté (yo también) pagarle por la izquierda a ese hombre que me hacía la indecente proposición.

Y así, de una en otra fue mi viaje, hasta el agotamiento. Y ante esta situación llegué a preguntarme: ¿es que los cubanos están tan corrompidos que ya no se puede uno fiar de ellos? Al mirar más allá, en los ojos de la gente, ví sobre todo mucha inconsciencia, mucha mala educación y malas costumbres que por la apatía se han arraigado más de lo recomendable. Sobre todo ví buena gente llevada a situaciones extremas, contra la pared, como en el fin del mundo, que es cuando uno saca lo mejor de sí, y también lo peor. Y yo ví las dos cosas: lo mejor -mucha nobleza y mucho talento en traje humilde, mucho sacrificio, como el que hacen los padres para que sus hijos coman, se vistan, crezcan con aspiraciones y lleven una vida lo más normal posible en aquella sociedad chata- pero también he visto y me han contado mezquindades insuperables. No obstante quiero creer que no todo está perdido, porque existe mucha gente con vergüenza, con proyectos de vida e ilusiones que estoy segura lograrán materializar en cuanto las condiciones dejen de ser tan adversas. Sólo espero que para entonces no hayan perdido el poco optimismo que les queda.

Frank Delgado en El Sauce. Cuando a Varadero llegué

Aquí ven el concepto de "cabaret intelectual" de que les hablaba. No se pierdan las palabras iniciales de Frank, son para reírse o para llorar.

domingo, 4 de enero de 2009

Concierto de Cándido Fabré en la Tribuna Antimperialista

El otro día veía en Penúltimos Días la foto de un grupo de cubanos festejando en la tribuna antimperialista. En mi nueva calidad de turista, cuando supe que había conciertos en toda la Habana me fui para allá, a ver a mi pueblo, a nuestro pueblo, celebrar. Para qué les voy a mentir, no me gustó demasiado, no por Cándido Fabré, que es un buen cantante, (aunque con esa improvisación interminable casi me dieron ganas de hacerle señas de que cortara, que ya era suficiente, no sé por qué en Cuba tenemos que ser tan excesivos y confundir cantidad con calidad). Volviendo al tema, lo que no me gustó fue el exceso de policías, que hacía presagiar una bronca en cualquier momento. Me dio miedo, para qué engañarles, se me había olvidado que en Cuba cuando hay una fiesta de este tipo, la gente lleva navajas, botellas, y a a mínima se forma la piñacera, y qué va, yo no estaba pa eso, así que al ratico me fui.

Concierto de Diana Fuentes

Esta muchacha, que fue anteriormente cantante de Síntesis y que ahora se ha lanzado en solitario, canta muy bien. Es otro de los descubrimientos de este viaje, lástima que no se vea nada porque estaba oscuro. El rapero no sé cómo se llama, pero procuraré averiguarlo. Una vez al mes tiene su peña en la Casa del Habano, del Melià Cohíba que se pone muy bien, sucede lo mismo que con Don Cangrejo, que por ahí desfilan artistas y personajes de la noche habanera. Esa noche estaban Carlos Varela (que es algo así como su padrino musical), David Torrens y otros.
Pero la chica lo hace bien, me consta, y es muy joven y guapa, así que tendrá tiempo de lucirse en los escenarios.

sábado, 3 de enero de 2009

Síntesis en concierto por su 30 aniversario. Canto a Oggun




Siempre me ha gustado bailar con esta canción, al final parece como que uno se volviera loco, es un verdadero canto de guerra, como la deidad a la que está dedicado, Oggún, dios de la guerra.
Espero que la disfruten.

El impuesto revolucionario


Un agromercado de la Habana Vieja

Yo sufría cuando me decían que en Cuba no había comida ni en los agromercados tras el paso de los huracanes. Por ello les dejo este par de fotitos para que vean que la situación, al parecer, ha vuelto a la normalidad, eso sí, no hay plátanos, pero eso pasará. Los que están carísimos son los precios, y no sólo en el agro sino en las tiendas de divisa, especialmente en un nuevo tipo de tiendas-ferreterías que han abierto ahora y que se llama Trasval (hay uno inmenso en la calle Galiano) donde hay de todo para el hogar (sí, como lo leen, de-to-do, desde lo más grande hasta lo más pequeño, como en un Home Depot de USA o un Leroy Merlín europeo) pero a precios escandalosamente caros para un cubano, incluso para un turista, un robo a mano armada. Por poner un ejemplo: una fregona con su palo y un cubo con rueditas cuestan 36 cuc, ¡increíble, ¿verdad?! Pero así es, no obstante no se puede decir que no haya los productos, ni que estos no sean de calidad, puesto que muchos son "made in USA" (el "cómo" no lo sé).
Después de este viaje me convencí de que a Cuba ya no hace falta ir cargado de cosas y tener que convertirse en presa fácil de los aduaneros, con llevar dinero en los bolsillos en suficiene. Ahora, ¡hay que llevar dineroooooo! Nada de ir justos, porque se sufre más de lo que se divierte uno. Y es que la gente allá lo ve a uno como si fuera Dios todopoderoso, pero no es su culpa, son las secuelas del sistema, y es mejor no tomárselo a pecho ni disgustarse o sentirse utilizado porque "eso también pasará", ya lo verán, ya lo veremos todos y nos reiremos de cuando nuestro pueblo estaba hundido en la miseria y éramos ¿quién no lo ha sido allá? aprendices de mendigos y de ladrones.
De todos modos jode un montón porque con Cuba siempre se pierde, siempre, siempre, te joden, si no es en la aduana es en el mercado (te roban, te dan gato por liebre, no te devuelven el vuelto correctamente). Es el "impuesto revolucionario" y de momento hay que pagarlo si quieres disfrutar del calor de tu familia. Es triste pero es lo que hay.

viernes, 2 de enero de 2009

X Alfonso en concierto

Este fue un miniconcierto de X Alfonso y su banda dentro del concierto por el 30 aniversario del grupo Síntesis.
Me encantó esta chica rapera. A partir de ahora iré publicando los vídeos de todos los conciertos en los que estuve.

Fotos para el recuerdo




Estos son dos artistas que admiro, uno es Frank Delgado y el otro, Kelvis Ochoa.
El tercero, a quien también admiro pero no al mismo nivel porque lo conozco menos, se hace llamar El Gran Wyoming y es un reconocido humorista español que por esas cosas de la vida estaba en Don Cangrejo el día del concierto de Kelvis, y como estaba cerca le dije y se apuntó a la foto, es muy majo, como dicen por aquí.
Hace años tenía deseos de conocer a Frank Delgado, un tipo inteligente y agudo donde los haya, y un excelente trovador. Grabé casi todo el concierto que hizo en un lugar llamado El Sauce, donde todos los viernes se está presentando con una peña muy divertida a la que le ha puesto el nombre de "cabaret intelectual", y es que dice que en Cuba los que diseñaron la programación de las salas nocturnas durante mucho tiempo se olvidaron de un sector del público al que no le gusta la salsa ni el folclor, pero sin embargo le gusta el cabaret, y él está aprovechando y se está desquitando ahora con su propio "cabaret intelectual". Este Frank es un jodedor.
De Kelvis ya les hablé antes y no quiero abusar porque si un día lee mi blog se va a pensar que estoy pa él, de tanto que lo halago.

Concierto de Kelvis Ochoa en Don Cangrejo



Este fue uno de los conciertos a los que fui en Cuba. A mí me encanta Kelvis Ochoa, considero que tiene un talento fuera de liga y una sensibilidad para cantar la música cubana que pocos cantantes pueden igualar. Además, es divertido y sabroso sin ser demasiado vulgar, sus letras tienen sentido del humor, en fín, el mar.
Ahí les dejo lo que pude grabar con mi cámara de fotos. La calidad del sonido y la imagen nunca será comparable a la de la cámara de vídeo, pero qué se le va a hacer, c´est la vie.
A propósito de Don Cangrejo, parece ser el lugar de moda entre cierta farándula cubana, ahí se puede encontrar uno a cualquier cantante o artista de moda, la farándula de la Habana. Es un patio junto al mar, bastante incómodo porque la zona central la ocupa una piscina intocable (ví sacar a uno casi por las orejas por atreverse a lanzarse, aunque dicen que por las tardes es otra historia, que sí dejan bañarse). En general me pareció bastante peligroso bailar junto a una piscina con el pavimento resbaladizo, pero el concepto de diversión en Cuba es muy amplio, ya saben. Pero se pasa bien, y los viernes después del concierto el dj pone música cubana bastante buena (pop, música bailable pero de la de salir, o sea Van Van, y por supuesto, el inevitable reguetón en todas sus variantes). Mirando el modo en que la gente va vestida uno podría pensar que está en Madrid o en Miami, y es que como dice Yoani, hay dos Cubas (y tres, y cuatro) y éste es la cara más amable de la noche habanera, cuando hablamos de lugares a los que van cubanos, no sólo jineteras, que esos otros lugares no cuentan.

jueves, 1 de enero de 2009

Nuevo blog de Osmany Oduardo

Mi querido amigo Osmany Oduardo, el autor del libro "Poeta en la Habana" se ha trasladado a Canadá y acaba de estrenar su propio blog titulado "Poeta en Canadá". Vale la pena echarle un vistazo a su narrativa intimista y a su estilo casi poético de narrar sus vivencias. Personalmente me gusta mucho su forma de escribir, y me encanta el último texto, a tono con el aniversario de la Revolución, que trata de un fenómeno que se repite en nuestra generación. Se titula La presencia. Léanlo, les gustará.

Raul Paz Buena Suerte

Esta canción se la dedico a todos mis amigos blogueros para que empiecen este año 2009 con buen pie. Este artista ha sido uno de mis descubrimientos de este viaje. Me gusta, tiene su swing.

Pueblo




Copyright: Wilmer González e Ivis Acosta.